+34 (Sony) 636 81 56 41 / (Itzi) 658 15 77 60 hola@mettasana.com

15-17 DE NOVIEMBRE. MOLINO DE PEÑARRUBIAS (SEGOVIA)

METTĀMORFOSIS: YOGA & COCINA MICROBIÓTICA

¡Qué ganas teníamos de que llegara nuestro primer retiro! Y como todo, llegó, claro que llegó. Y también pasó. Y una vez pasado, vivido y reposado es el momento de contarlo aquí. ¿Nos acompañas?

 

día 1

Viernes

El equipo Mettāsana, Sony, Iván y yo, Itzi- llegamos al Molino a mediodía. Nos espera Carla, la dueña de este antiguo molino situado a las afueras de un pequeño pueblo segoviano, Peñarrubias de Pirón. Es mediodía, tenemos unas 5 horas para preparar todo antes de que la casa se llene de gente.  

¡Ya estamos todxs! Hacemos las presentaciones oportunas, damos las indicaciones necesarias y repartimos las habitaciones. Es el comienzo de Mettãmorfosis.

Un té y un bizcocho buenísimo que acaba de hornear Sony nos sientan fenomenal antes de la primera sesión de yoga.

¡Ya estamos todxs! Hacemos las presentaciones oportunas, damos las indicaciones necesarias y repartimos las habitaciones. Es el comienzo de Mettãmorfosis.

Un té y un bizcocho buenísimo que acaba de hornear Sony nos sientan fenomenal antes de la primera sesión de yoga.

Guío una práctica fluida y suave, y la cierro con un poema de Mario Benedetti, Defensa de la alegría, puedes leerlo aquí:

https://www.poemas-del-alma.com/defensa.htm

Es mi manera de celebrar que estamos aquí.

Y después del yoga, llega lo bueno, la cena tipo buffet que ha preparado Sony con la ayuda de Iván. Una maravillosa mezcla de sabores y aromas nuevos, texturas y colores que sorprende a todxs.

Sin duda, destaca la cata de fermentados por su marcada personalidad, intensidad de sabores, variedad de texturas y por la peculiaridad de sus aromas.

día 2

Sábado

Suena la campana. Es temprano, es hora de levantarse, es momento de yoga; un yoga dedicado a la apertura de caderas en el que las emociones bailan al ritmo de la respiración. Durante savasana leo La fábula de las 3 rejas

https://psicologia-estrategica.com/las-tres-rejas/ 

porque habla de sentir y de soltar. Por cierto, estamos en una casa con suelo radiante. ¡Savasana sobre un suelo calentito es el paraíso!

Huele a café desde hace un rato. ¡A desayunar! Algunxs de lxs que están aquí prueban por primera vez el pudding de chía. Les sorprende, les encanta y prometen incluirlo en su dieta. Es tan fácil como hidratar la chía en bebida vegetal la noche antes.

Hace frío pero no llueve, así que la excursión por el Valle del Pirón pinta muy bien. Nos acompaña Kike, un guía maravilloso que lo sabe todo sobre plantas, animales y leyendas de la zona

(https://masquemonte.es/mas-que-monte

¡Gracias, Kike!

Volvemos al Molino a comer. Sobre la mesa, un montón de colores y de sabores reflejan la cuidada oferta gastronómica que ofrecemos en nuestras experiencias. Recurrimos siempre a productos de temporada, ecológicos y de cercanía. La cocina microbiótica está diseñada para disfrutar, restaurar la salud y generar bienestar, y si se comparte y se experimenta en grupo, como en el retiro, sabe todavía mejor.

El taller de fermentados que imparte Sony tiene una parte teórica en la que nos explica en qué consiste el proceso de fermentación de un alimento, así como los beneficios que estos tienen en nuestra salud.

La parte práctica, en la que aprendimos a fermentar, fue súper divertida. Nunca antes habíamos fermentado lombarda, col rizada, nabo y zanahoria y ahora cada unx de nosotrxs tenemos en casa un bote que da fe de nuestro debut. 

tarde de

Yin Yoga

Una sesión de yin yoga al final de la tarde nos permite parar, escucharnos y conocernos un poquito más. Y la meditación Metta Bhavana nos ayuda a reforzar el amor y la compasión hacia nosotrxs mismxs y hacia el resto de los seres humanos. Creo que es un buen momento para leer el poema Calma, del Dalai Lama https://culturainquieta.com/es/inspiring/item/14635-se-llama-calma-un-bello-texto-del-dalai-lama-para-reflexionar.html

por la noche

Buffet saludable

Esta noche cenan con nosotrxs Carla y Sebastián, un chico belga que está construyendo un albergue en la zona. Compartir experiencias, opiniones y momentos con personas (casi) desconocidas es fantástico porque cada una tiene algo muy valioso que aportar: su propia historia. Es, sin duda, el fin último de Mettasana: la unión de personas, conocimientos y energías.

día 3

Domingo

De nuevo, la campana. Última clase de yoga, enfocada en la apertura del pecho. Las extensiones hacia atrás son mucho más que doblarse hacia atrás. Son espacio, son libertad, son magia, son luz. Y merecen un poema tan delicioso como Desiderata, de Max Ehrmann

https://lamenteesmaravillosa.com/la-historia-del-famoso-poema-desiderata/

Es domingo y toca brunch. Nos ponemos de nuevo el delantal y preparamos un fantástico brunch bajo las órdenes de Sony. Algunxs se encargan de la compota de manzana y de pera; otrxs, del falso risotto de trigo sarraceno y verduras de temporada, y de los huevos escalfados; y entre todxs, montamos un mesa con tostadas, zumo de limón y jengibre, bizcocho, fruta y mucho más. ¡Juntxs es siempre mejor!

Y con la panza contenta, llega el momento de decir adiós. Se acaba Mettãmorfosis pero empieza, esperamos, un cambio en las personas que han, habéis, participado en esta bonita experiencia. Nuria, Montse, Silvia, Cristina, Rita, Inés, Paula, Jojo, Leo y Gilene. ¡GRACIAS, GRACIAS, GRACIAS!

¡Nos vemos en la próxima! ¿Nos acompañas?

Con cariño, Itzi